Tecnología

Cómo hizo el Central para frenar la corrida

Victor Gill
Asoex prevé una caída mayor en los envíos de uvas de mesa tras paso de sistema frontal a fines de enero

Tras la crisis financiera desatada en septiembre, donde las medidas en el mercado de cambios derivaron en salida de depósitos y brecha récord, los tipos de cambio financieros y paralelos comenzaron a estabilizarse. Esto le permitió al Banco Central reducir el movimiento devaluatorio y aumentar las reservas. El organismo, que preside Miguel Pesce, compró divisas en 38 de las últimas 51 jornadas por 1200 millones de dólares. Así se desprende del último informe sobre dólar y reservas, realizado por el Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad de Avellaneda (Undav).

Dólar y brecha “Los tipos de cambios paralelos (MEP, CCL, blue) continúan en el sendero de la estabilización, luego del cimbronazo cambiario de septiembre-octubre”, describió el documento. Al cierre de la tercera semana de febrero, las brechas con respecto al tipo de cambio mayorista oficial se ubicaron en torno al 57-65 por ciento, mientras que a finales de octubre 2020 se encontraban entre 150-110 por ciento.

Esto se debe en parte a que las expectativas devaluatorias fueron atenuándose, con medidas como la reducción de asistencias al Tesoro. Además, se sumó la recomposición del mercado de capitales, con resultados netos positivos en la colocación de bonos. De hecho, en enero, la asistencia del Banco Central al Tesoro fue nula . La financiación a través de la asistencia al Tesoro se había incrementado de manera exponencial por los gastos extraordinarios de la pandemia, dado que el resto de los mecanismos de financiamiento estaban cerrados: el financiamiento externo, cerrado desde 2018; la recaudación, desplomada y, el mercado de capitales local sin dinamismo debido al “reperfilamiento” de la deuda del ex ministro Hernán Lacunza.

La menor brecha cambiaria también permite “reducir el movimiento devaluatorio del tipo de cambio oficial”, describió el informe de la Undav. Durante noviembre-enero fue de 3,5-3,8 por ciento mensual, mientras que en los meses previos la depreciación venía siendo del 2,6-2,8 por ciento. A falta de una semana para que culmine febrero, el tipo de cambio mayorista se movió un 2,1 por ciento. Desde la Undav proyectan que cerrará el mes en torno al 2,7 por ciento.

El gobierno busca que este año el dólar mayorista se mueva entre un 25-29 por ciento, alineándolo al objetivo de cumplir con la meta del presupuesto (del 29 por ciento interanual en 2021, 5 puntos menos que en 2020). El año pasado, la devaluación del dólar mayorista fue del 40,5 por ciento, superior a la inflación, del 36 por ciento.

Reservas y depósitos Para la Undav, la “consolidación de la estabilización cambiaria” es consecuencia también del mayor poder de fuego que tiene el Banco Central, a partir de la compra de divisas y de acumulación de reservas internacionales. Desde diciembre y hasta la actualidad, en 51 jornadas las reservas se incrementaron en 863 millones de dólares. Por el contrario, entre agosto y noviembre pasado habían caído 4764 millones de dólares, “por la salida de depósitos y la venta neta de divisas”, explicó el informe.

“La buena performance desde diciembre de las reservas internacionales se explica por la compra neta de divisas que viene logrando el Banco Central, a partir de la continuidad de la estabilización de la brecha cambiaria, el incentivo al complejo agroexportador a liquidar y la menor monetización del déficit fiscal”, explicó el informe de la Undav.

Desde el 30 de noviembre, el Banco Central compró divisas en 38 de 51 jornadas, mientras que en tan solo 8 días presentó un saldo vendedor neto (y en 5 mantuvo el saldo en cero). El saldo actual, es de una compra neta por 1.221 millones de dólares. En las dos primeras semanas de febrero el BCRA no presentó venta neta de divisas y compró 456 millones de dólares.

Por otra parte, continúa la estabilidad de los depósitos en dólares. Luego de las medidas de septiembre, la salida de los depósitos en dólares alcanzó los 2505 millones de dólares en un mes , que impactó en el nivel de reservas. Por el contrario, desde diciembre se dio una recuperación, dado que se incrementaron en 1271 millones de dólares, mientras que enero se redujeron levemente y en febrero se mantienen estables. “Es fundamental que siga consolidándose la estabilización lograda desde noviembre, dado que esto ayuda al objetivo de armonizar y tranquilizar la macroeconomía” , concluyó el trabajo.